Tratamientos

Inicio / Tratamientos / Ronquido y apnea del sueño

Ronquido y apnea del sueño

Ronquido y apnea del sueño

El descanso, pieza clave de la salud

Descansar lo suficiente es una de las máximas de especialistas de todo tipo de enfermedades y anomalías en el cuerpo humano. Es importante reservar un número mínimo de horas, prolongadas, para el descanso diario, y cualquier alteración de esta premisa suele tener efectos colaterales en quienes padecen el problema, o quienes les acompañan: es el caso de las apneas del sueño y los ronquidos.

 

El ronquido y la apnea del sueño son trastornos comunes de alteración en la respiración cuando se está durmiendo. En el caso del ronquido, se produce un fenómeno acústico como consecuencia de la vibración de los tejidos nasales y orales. En el caso de la apnea, la persona que lo sufre hace una o más pausas en la respiración o tiene respiraciones superficiales durante el sueño. Si tienes o te gustaría saber si sufres de alguno de estos problemas, no dudes en pedir cita con primera consulta gratuita.

 

El ronquido, qué es y posibles causas

El ronquido puede ser puntual (debido al estrés, un mal colchón o haber consumido alcohol) o constante, pero en cualquiera de los casos siempre tienen un patrón común: dificulta el sueño tanto de quien lo padece como de las personas que conviven con él.

 

Las personas que sufren de roncar, suelen presentar alguna de las siguientes características: poca musculatura en la garganta o lengua, demasiado tejido en la garganta, paladar grande, u obstrucción en la respiración nasal.

 

La apnea del sueños y sus efectos secundarios

Por su parte, la apnea del sueño suele ser un problema crónico que afecta directamente al descanso de la persona que lo padece ya que las interrupciones de respiración hacen que se pase del sueño profundo (con el que verdaderamente el cuerpo descansa) a uno liviano, por lo que es una de las causas más comunes del cansancio durante el día.

 

Es difícil para la propia persona que lo padece saber que sufre de apneas; de hecho, salvo que otra persona se dé cuenta, es posible que jamás entienda por qué está tan cansado si duerme las horas necesarias. 

 

En el caso de la apnea del sueño el problema se origina en los músculos de la garganta. En el caso de gargantas más estrechas, los tejidos se cierran e impiden la respiración, además de otros factores (como la obesidad o cuellos grandes), que también contribuyen a incrementar el riesgo de padecer apneas del sueño.

 

En función del diagnóstico, en la Clínica de Ortodoncia Ponce de León se puede poner solución tanto a la apnea del sueño como a los ronquidos, tenemos tratamientos especializados que ayudan a nuestros clientes a resolver los problemas y realizar un descanso más placentero.